n

n

EDUARDO RASPO, DIRECTOR DEL CANAL INCAA TV “La tevé pública es muy entretenida”


Es el responsable de la programación artística de la emisora. Habla de los grandes clásicos de la pantalla grande. El valor de los cortometrajes y el público que los mira.













Eduardo Raspo, director y programador artístico de Incaa TV, adelanta las principales propuestas de la programación para el segundo cuatrimestre. Una muestra de la televisión que se viene en el corto plazo, en un canal sin techo.
–¿Cómo se armó la nueva programación?
–Incaa TV es un canal de fomento y difusión del cine argentino pero tiene una franja importante de cine latinoamericano e internacional. En este segundo cuatrimestre la idea es lanzar distintas propuestas: los lunes, en el ciclo de cine clásico argentino, vamos a mostrar 11 películas de Enrique Santos Discépolo que están siendo remasterizadas; los viernes, en el ciclo de cine clásico italiano, vamos a pasar 13 películas de Luis Buñuel; y los sábados, 14 películas de Akira Kurosawa. Por otro lado, los sábados de trasnoche vamos mantener el ciclo de cine de terror, que en la Argentina se produce mucho material en ese género y de gran calidad y que no tiene espacio ni en cine ni en televisión. Y entre películas y películas vamos a seguir emitiendo cortometrajes.
–¿Qué valor tiene pasar la miniserie de Juan José Campanella Vientos de agua?
–Muchísimo porque fue una miniserie muy cinematográfica que fue maltratada en la televisión. Es sumamente atractiva y merece ser mostrada en horario central. Son trece capítulos en copias de altísima calidad.
–¿Cuál es el criterio de calidad que utilizan para decidir si una película se va a transmitir o no?
–Técnicamente, uno se puede dar cuenta si la imagen y el sonido están deteriorados o no. Pero muchas películas tienen un valor más allá de su calidad. No dejamos de pasar algo que consideramos que es importante si no logramos que responda a la calidad esperada.
–¿Cómo se manejan los derechos de autor? ¿Se paga por cada film proyectado?
–Incaa TV compra todo el material con una lógica de que para nosotros todas las películas valen lo mismo. No estamos categorizados como festival. Somos un canal público sobre cine argentino, con lo cual no valorizamos las películas. La idea es que a lo largo del tiempo terminemos transmitiendo la totalidad de las películas existentes. El Incaa tiene un presupuesto altísimo. Estamos comprando alrededor de 600 películas por año. Y por lo menos, el 70 por ciento necesita mejorar su soporte.
–¿Cómo se decide qué películas van en el prime time?
–Tenemos una política de que todo el cine argentino se estrena en horario de prime time: 20, 22 o 23 horas. Luego tienen una frecuencia de repetición donde el primer mes se pasan mucho, entre 10, 12 veces y luego la dejamos descansar.
–¿Cuántas películas ya se mejoraron?
–200 y hay otras 100 en proceso.
–A sólo un año y medio del lanzamiento, ¿qué balance hace del canal?
–La idea es seguir llegando a la mayor cantidad de hogares posibles. Hay dos paradigmas que para nosotros son importantes y que han sido rotos: que la televisión pública puede ser muy entretenida y de calidad y se rompe con la lógica de que a la gente no le interesa ver cine argentino.
–¿Realizaron alguna estadística sobre el gusto de los argentinos?
–Es insólito pero hay un público para todo. Funciona muy bien el cine clásico, el trasnochado, la comedia y el policial. Hay una relectura y un redescubrimiento de mucho material.
–¿Faltan cines estatales?
–Hay espacios Incaa en la mayoría de las provincias pero difícil competir con las cadenas.
Publicado en Revista http://veintitres.infonews.com el 4 de Julio de 2012
Llevalo a Google+

Por: Radio SUR

    Opiná / Blogger
    Opiná / Facebook

0 comentarios:

Publicar un comentario